Un futbolista demanda al Tiro Pichón tras sufrir una grave lesión medular en un partido

publicado en: ACTUALIDAD | 0

El jugador, que segolpeó contra la valla de perimetrado, asegura que el campo del club malagueño incumplía la normativa de seguridad

 

Francés y Moreno en los juzgados

Francés y Moreno ayer en los juzgados.

 

El partido que enfrentaba al Tiro Pichón contra el Athletic Fuengirola –de Primera Andaluza– quemaba sus últimos minutos, cuando, en una jugada, el balón corría cerca de la banda. En la pugna por el cuero entre dos jugadores, Santi Moreno, delantero del equipo visitante, se llevó la peor parte, ya que salió despedido y se golpeó contra la valla de perimetrado del campo, sufriendo una grave lesión medular. Ahora, el futbolista ha demandado al club de la capital malagueña por lo ocurrido y las secuelas que sufre, reclamando una indemnización de 178.251 euros.

Todo ocurrió el 11 de octubre de 2015. Al disputar el balón con un contrincante cerca de la línea de cal, Santi Moreno salió disparado y resbaló al entrar en contacto los tacos de sus botas con el hormigón de la zona perimetral del campo, golpeándose con la valla, según se explica en la demanda presentada en los juzgados, a la que ha tenido acceso este periódico.

Tras el golpe, durante el que escuchó un chasquido, quedó tendido en el suelo con incapacidad para la movilización de los miembros de manera inmediata. «Solo podía mover los ojos, estaba tetrapléjico», recuerda el jugador, que tenía 34 años cuando ocurrieron los hechos. Atendido por el 061 en el campo, fue trasladado hasta el Hospital Carlos Haya. Allí fue diagnosticado de la fractura de los discos c5 y c6 de la columna vertebral, así como de una compresión de la médula.

Siempre según se recoge en la demanda, efectuada por el letrado José Ignacio Francés, del despacho IFS Abogados, que es el que representa en este caso al futbolista; Santi Moreno fue operado de urgencia, tras lo que pasó por la Unidad de Cuidados Intensivos y fue posteriormente trasladado a la Unidad de Lesionados Medulares del Hospital Virgen del Rocío de Sevilla. El abogado explica que, en dicho centro, se continúa con su tratamiento hasta que se le da de alta en la unidad con secuelas de tetraplejia incompleta de nivel neurológico motor, entre otras lesiones. En este sentido, apunta que el afectado continúa con su seguimiento y con la imposibilidad de determinar el alcance de las secuelas.

El jugador relata que estuvo más de un mes sin moverse de la cama: «Después, como si fuese un niño chico, tuve que aprender a andar y, ahora mismo, no soy ni un 5% de la persona que era entonces».

Santi Moreno no ha podido volver a jugar al fútbol. Asegura que tiene numerosas secuelas, que le afectan al movimiento de algunas extremidades y le llevan a sufrir intensos dolores de forma constante.

 

Leer más:

-> en el artículo de prensa de: -Diario Sur- “Un futbolista demanda al Tiro Pichón tras sufrir una grave lesión medular en un partido